La promesa de la meditación para el corazón y la mente

Por Michael Merschel, American Heart Association News

MoMo Productions/DigitalVision a través de Getty Images
(MoMo Productions/DigitalVision a través de Getty Images)

Read in English

La meditación, como práctica religiosa o experiencia mística, puede ser tan antigua como la humanidad. La evidencia de su uso se remonta a 7,000 años atrás y algunos académicos especulan que tal vez haya empezado entre las personas sentadas en las cuevas, contemplando sus fogatas.

Hoy en día, también es el enfoque de seria atención científica. Aunque mucho del trabajo es preliminar, lo que los investigadores han aprendido sobre los posibles beneficios a la salud los ha motivado a investigar más.

"El interés en la meditación es vasto y profundo", dijo el Dr. Prab Nijjar, cardiólogo y profesor adjunto en la Facultad de Medicina de la Universidad de Minnesota en Minneapolis.

Nijjar, quien ha dirigido estudios relacionados a la meditación y el corazón, advierte que "lo que no sabemos es probablemente más que lo que sabemos" acerca de los beneficios de la meditación. Pero él no es el único que ve ese potencial.

Según un informe del 2016 en la revista Annals of the New York Academy of Sciences, los programas de la mayoría de las facultades de medicina acreditadas en EE. UU. incorporan prácticas basadas en conciencia plena. Y un comunicado científico del 2017 de la American Heart Association señaló que hasta 1 de cada 4 personas con enfermedad cardíaca usa o ha usado alguna forma de terapia de mente y cuerpo, tal como la meditación.

Nijjar dijo que meditar se describe en términos generales como "crear conciencia de cada momento", pero las definiciones varían, lo que representa un reto para los investigadores.

"Hay todo tipo de prácticas de meditación y conciencia plena", dijo Karen Saban, profesora en la Escuela de Enfermería Marcella Niehoff en la Universidad Loyola Chicago.

La investigación de Saban se ha concentrado en la meditación de conciencia plena. "La conciencia plena es realmente estar consciente de lo que estás pensando, y aceptar esos pensamientos y algunas de esas emociones y sensaciones físicas, sin interpretarlas ni juzgarlas", dijo ella. "De modo que realmente estás en el momento, estás presente y no estás tratando de cambiar nada".

Para lograr esa conciencia, la meditación de conciencia plena pone el enfoque en la respiración, dijo Nijjar, mientras que otros métodos, como la meditación transcendental, pudieran usar el canto.

En los estudios, los investigadores a menudo usaron la reducción del estrés basada en la conciencia plena (MBSR), la cual fue desarrollada en 1979 por Jon Kabat-Zinn en la Facultad de Medicina de la Universidad de Massachusetts. Es un programa estandarizado de ocho semanas con instructores certificados.

Los estudios al menos han insinuado formas en que la meditación de conciencia plena pudiera afectar el cuerpo.

En los estudios donde participaron personas con cáncer de mama en etapa temprana y personas mayores solitarias, el entrenamiento en MBSR redujo los niveles de moléculas proinflamatorias. "Esos indicadores inflamatorios son los que contribuyen al desarrollo de cosas como aterosclerosis y enfermedades cardiovasculares", dijo Saban.

Otra investigación ha explorado si los cromosomas de quienes han meditado por mucho tiempo muestran menos señales de envejecimiento. Y varios estudios han encontrado evidencia de que MBSR lleva a cambios en la estructura del cerebro.

"Se cree que la práctica de meditación de conciencia plena puede llevar a estos cambios neuroplásticos en el cerebro que regulan aspectos como la atención, emoción y autoconciencia", dijo Saban. Es posible que al cambiar la conectividad dentro del cerebro, "esto pueda ayudar a desarrollar una regulación emocional y resistencia contra el estrés, y después ‒esperamos, a la larga‒ mejorar la capacidad de controlar el estrés".

El trabajo de Nijjar ha examinado si la meditación pudiera ayudar a las personas que se encuentran en rehabilitación cardíaca. Él dirigió un estudio del 2019 con 47 pacientes enfermos del corazón que se publicó en Scientific Reports, el cual reveló que quienes tenían entrenamiento en MBSR mostraron mejoras en la depresión después de tres meses, comparados con quienes no tenían el entrenamiento.

Una investigación publicada en el Journal of the American College of Cardiology mostró el potencial del yoga, que incorpora meditación, para mejorar los síntomas y la calidad de vida en personas con un tipo de latido irregular, conocido como fibrilación auricular.

Los motivos por los que la meditación pudiera ayudar con los problemas cardiovasculares no están claros, dijo Nijjar, pero su trabajo sugiere que esta podría fortalecer el sistema nervioso parasimpático, que se encarga de las funciones de "descanso y digestión", y calmar el sistema nervioso simpático, el cual impulsa la reacción de "luchar o huir".

El comunicado científico de la AHA del 2017 indicó que no se podía llegar a ninguna conclusión respecto a qué tan eficaz es la meditación para prevenir enfermedades cardíacas. Pero reveló que la meditación podía ser un tratamiento "razonable" para incluirla junto con tratamientos mejor establecidos.

Toda persona interesada en empezar a meditar debe saber que se necesita práctica, dijo Saban.

"Suena fácil, pero es muy difícil sentarse en silencio y no dejar que la mente divague por todos lados", dijo ella.

Las clases impartidas por un instructor certificado en MBSR pueden ayudar, dicen los expertos. Las aplicaciones de meditación también podrían ofrecer una forma de empezar esa práctica.

Las investigaciones futuras tal vez proporcionen mejor información sobre cómo la meditación podría ayudar a diferentes subgrupos de personas, dijo Saban. Ella se prepara para publicar las conclusiones de un ensayo clínico aleatorio acerca de cómo afectó a mujeres veteranas. Un colega está estudiando sus posibles beneficios para las madres negras que dieron a luz recientemente.

Mientras tanto, Saban dijo que hay buenos motivos para que casi cualquier persona aprenda cómo meditar.

"Es seguro", dijo ella. "No involucra medicamentos. Es relativamente barato. Es algo que puedes hacer sobre lo cual tienes control. Y puedes hacerlo casi en cualquier lugar".

La cobertura informativa de salud mental de American Heart Association News cuenta con el apoyo de Diane y Daniel Shimer. AHA News es el único responsable de todo el contenido y las decisiones editoriales.

Si tiene preguntas o comentarios sobre esta historia de la American Heart Association News, por favor envíe un correo electrónico a editor@heart.org.


Artículos de la American Heart Association News

American Heart Association News hace reportajes acerca de noticias del corazón y el cerebro. No todas las opiniones expresadas en estos artículos reflejan la postura oficial de la American Heart Association.

Las declaraciones, conclusiones, precisión y confiabilidad de los estudios publicados en revistas científicas de la American Heart Association o presentados en las reuniones científicas de la American Heart Association son únicamente las de los autores del estudio y no reflejan necesariamente la orientación o posiciones oficiales de la American Heart Association.

American Heart Association, Inc. es el propietario o el titular de los derechos de autor, y todos los derechos están reservados. Se concede permiso, sin costo y sin necesidad de solicitud adicional, para individuos, medios de comunicación y esfuerzos de educación y concientización no comerciales para vincular, citar, extraer o reimprimir estas historias en cualquier medio, siempre y cuando no se altere ningún texto, y se haga la atribución adecuada a la American Heart Association News. Ver términos de uso completo. Estas historias no se pueden utilizar para promocionar o respaldar un producto o servicio comercial.

DESCARGO DE RESPONSABILIDAD DE ATENCIÓN MÉDICA: Este sitio y sus servicios no constituyen la práctica de asesoramiento, diagnóstico o tratamiento médico. Siempre hable con su proveedor de servicios de salud para el diagnóstico y el tratamiento, incluidas sus necesidades médicas específicas. Si tiene o sospecha que tiene un problema o condición médica, comuníquese de inmediato con un profesional de la salud calificado. Si se encuentra en los Estados Unidos y experimenta una emergencia médica, llame al 911 o llame para obtener ayuda médica de emergencia de inmediato.