You are here

Los Programas de Rehabilitación

La rehabilitación debe comenzar apenas el paciente se estabilice. Generalmente, esta primera etapa de la rehabilitación ocurre en el hospital ya sea en la unidad de cuidados intensivos o en la unidad de ataque cerebral. Al momento de ser dado de alta del hospital, el paciente y su familia, con el apoyo de los trabajadores sociales del hospital, deben localizar un lugar apropiado para que viva el paciente. Muchos pacientes regresan a su hogar, pero otros deben ser trasladados a algún tipo de establecimiento médico especializado para continuar su rehabilitación.

Unidades de Rehabilitación para Pacientes Hospitalizados
Las unidades para pacientes hospitalizados pueden ser independientes o pueden ser parte de grandes complejos hospitalarios. Los pacientes por lo general permanecen en el establecimiento durante dos o tres semanas y participan en un programa intensivo de rehabilitación coordinada. Estos programas a menudo incluyen al menos tres horas por día de terapia activa, cinco o seis días a la semana. Las instalaciones para pacientes hospitalizados ofrecen una serie completa de servicios médicos, incluyendo la supervisión de un médico las 24 horas al día, y acceso a un rango completo de terapeutas especializados en la rehabilitación después de un ataque cerebrovascular.

Unidades para Pacientes no Hospitalizados
A menudo las instalaciones para pacientes no hospitalizados son parte de un complejo hospitalario más grande y proporcionan acceso a médicos y a un amplio rango de terapeutas especializados en la rehabilitación después de un ataque cerebrovascular. Por lo general, los pacientes pasan varias horas, a menudo tres días a la semana, en el establecimiento participando en sesiones de terapia coordinadas y regresan a sus hogares por la noche. Las instalaciones integrales para pacientes no hospitalizados frecuentemente ofrecen programas de tratamientos tan intensivos cómo aquellos de los pacientes hospitalizados, pero también pueden ofrecer regímenes menos exigentes, dependiendo de la capacidad física del paciente.

Instalaciones con Enfermeras
Los servicios de rehabilitación disponibles en las instalaciones con enfermeras son más variables que aquellos en las unidades para pacientes hospitalizados o para pacientes no hospitalizados. Las instalaciones de enfermería altamente capacitadas generalmente ponen mayor énfasis en la rehabilitación, mientras que los hogares tradicionales enfatizan el cuidado residencial. Además, se ofrecen menos horas de terapia en comparación a las que se ofrecen en las unidades de rehabilitación para pacientes hospitalizados y para pacientes no hospitalizados.

Programas de Rehabilitación Hogareñas
La rehabilitación en el hogar permite mayor flexibilidad de manera que los pacientes puedan diseñar su propio programa de rehabilitación y seguir un itinerario individual. Los sobrevivientes de un ataque cerebrovascular pueden participar en un nivel de terapia intensivo varias horas a la semana o seguir un régimen menos exigente. Estos arreglos suelen ser los más convenientes para las personas que no tienen transportación o que requieren tratamiento de un solo tipo de terapeuta de rehabilitación. Los pacientes que dependen del programa de Medicare para su rehabilitación deben cumplir con los requisitos de Medicare de ser "confinado en casa" o "homebound" para calificar para recibir estos servicios; por ahora, la falta de transportación no constituye una razón válida para recibir la terapia en casa. La mayor desventaja de los programas de rehabilitación en casa es la falta de equipo especializado. Sin embargo, realizar el tratamiento en casa le otorga a las personas la ventaja de practicar las destrezas y desarrollar estrategias de compensación dentro de su propio ambiente.

Find a Support Group

Go

Get Involved

For 30 years we have been the trusted source for free resources and education to the stroke community. Together, we empower survivors and their circle of care to thrive after stroke. Make your tax-deductible donation today to support the growing needs of the stroke community.